Entradas

Mostrando entradas de enero, 2015

El juez del imperativo moral

Imagen
El juez del imperativo moral es un personaje interno que se siente “correcto”, “buena persona”, se siente una autoridad moral para juzgar a quien se comporta “mal”. 
Este personaje se maneja entre la carga de la autoexigencia de buscar siempre hacer y decir lo correcto y huir del error; y la necesidad que tiene de buscar “el mal” ahí fuera. Necesita encontrar personas que se comporten de forma contraria a como él/ella entiende que “debería ser el mundo”. Así uno puede sentirse “bueno” y “correcto”, por comparación. 
Este personaje se encontrará situaciones “injustas” allá por donde vaya, pues tiene una “carga” que está proyectando ese tipo de situaciones. Las situaciones entonces "le darán la razón". 
¿Cuál es esa carga? La energía del juicio.
Observa la energía con la que la que juzgas. Siempre es la misma. Cambia la persona, la situación, el gobierno, las grandes empresas, tu cuñado, el ayuntamiento, tu prima...etc., pero la energía siempre es la misma.   Es una energía que so…

La libertad está ahí, antes de cualquier elección

Imagen
"Tienes miedo a equivocarte, y te agarras a las imágenes y actitudes con las que consideras que no te equivocas.

Empleas tu energía en elegir el camino correcto, y en descartar el camino erróneo. En “hacer” lo necesario para alimentar una imagen de ti mismo siempre sentado en el sillón adecuado. No te gusta sentir que te equivocaste, te avergüenzas y huyes de esa sensación.

Tus pensamientos se atan entre sí, se cortan los unos a los otros, se descartan entre sí, pelean entre sí, se juzgan entre sí. Y “tú” quieres controlar esa orgía a la que no has sido invitado. Eliges constantemente entre un pensamiento y otro, entre una reacción y otra, y esa elección es, precisamente, tu esclavitud.

El libre albedrío es elegir entre todas las opciones que se cocinan bajo el fuego de las “cargas”. Eliges una, le das tu creencia, le das tu energía y le das tu identidad. Peleas con el resto, quieres ocultar a las otras, te esfuerzas por la que apostaste, trabajas por destruir a las contrarias... …

De cuerdas, collares y perspectivas.

La perspectiva con la que vemos el mundo, al estar basada en un “yo” separado del resto, gira en torno a un “interés personal”, por lo tanto, la lógica que utilizamos, une sus componentes en función de ese interés propio. Vamos a suponer que tenemos una cuerda de perlas, bien, pues esta lógica estaría tratando de atar lo que veo a mi alrededor, de unir las cosas de la mejor forma que encuentro para mi propio beneficio. Incluso cuando utilizamos la generosidad, para el beneficio de los demás, ésta nos hace sentir bien. Somos generosos para sentirnos mejores personas, lo cual nos produce un beneficio personal, individual. Toda la vida, de esta forma, se basa en alimentar ese beneficio personal, ya sea a través de buscar el propio bien directamente, o buscarlo indirectamente, haciendo sentirse bien a los demás.

Sin embargo, cuando vemos que esta cuerda de perlas, aunque parezca que brilla, no es otra cosa que una cuerda, y no hace más que atar todo lo que me rodea, puedo soltarla. Entonc…

PRÓXIMO ENCUENTRO ON LINE

ENCUENTRO UNKIDO ON LINE:
Encuentro para trabajar las comprensiones y dudas del proceso de Transformación.
Fecha: Domingo 25 de Enero de 2015.
Horario: De 18h-22h española.
Precio: 20€ (http://www.unkido.com/apps/webstore/products/show/5526660)
Inscripciones:contactounkido@gmail.com

Encuentro Unkido Presencial Enero 2015, en Ávila

Primer Encuentro Unkido Presencial del 2015
El Espejo de las Relaciones: La Relación Convergente
En Ávila, los días 17-18 de Enero.
Sábado: de 10-14h y de 16-18h
Domingo: de 10-15h
Inscripciones en: contactounkido@gmail.com

La Inteligencia del Cuerpo y las Adicciones (Nota de voz)

La Inteligencia del cuerpo
Aquí adjunto una Nota de Voz sobre un tema que he caído esta mañana, paseando por el campo, y que me apetecía compartir.

Me parece importante diferenciar entre las necesidades mentales, las necesidades del programa, que impone al cuerpo, y las necesidades reales del cuerpo, pues éste tiene su propia inteligencia, y a veces nos olvidamos de eso.

Si pensamos que todo lo que le va “bien” o “mal” al cuerpo es parte de una creencia,  podemos caer en el error de creer que nada le perjudica. El error, para mí, está en olvidarse de que el cuerpo tiene su propia lógica, pues está dentro de la dimensión física y, como tal, se mueve con las reglas del juego físico, que están ahí previas, incluso, a nuestra existencia. De modo que, a mi entender, no se trata de cambiar las reglas del juego, sino de observar y conocer las reglas previas, naturales, del juego en el que se mueve el cuerpo, es decir, escuchar su propia inteligencia, sus necesidades.

La mente, con sus progra…